Bioimpresión: Avances en tecnología de impresión de órganos en Rusia

Dentro de todos los procedimientos quirúrgicos uno de los más complejos son los transplantes de órganos debido a que estos tienen la característica de poder salvar la vida de una persona (o mejorar notablemente su calidad de vida), sin embargo las listas de espera de los donantes son largas (además de tomar en cuenta que a pesar de conseguir un donante hay una probabilidad de que el cuerpo del paciente rechace el órgano donado), ante esta problemática existen una serie de avances e investigaciones dirigidas a reproducir órganos para transplantes.

La bioimpresión tradicionalmente significó la impresión en 3D de materiales biocompatibles como base para el cultivo de células, por imposible que parezca los científicos ya han logrado imprimir una oreja humana y otros tejidos. Por lo general el procedimiento a seguir es el siguiente: los médicos escanean el órgano para crear un modelo 3D, después toman las células del paciente y las reproducen en un cultivo, luego las células se colocan en un molde 3D que se incuba luego para producir un órgano capaz de funcionar.

La empresa “Soluciones de Bioimpresión en 3D” fue lanzada en Septiembre del 2013 con el único propósito de promover la ingeniería de tejidos, apoyada por el departamento de salud de Moscú y laboratorios invitro, los residentes de Skolkovo (Instituto Skolkovo de Ciencia y Tecnología: una de las universidades de investigación privada más prestigiosas de Rusia) pronto tendrán acceso a todo el equipo necesario para fabricar órganos, también se está trabajando en una técnica de bioimpresiónn revolucionaria: como todos sabrán el método de bioimpresión aun requiere de moldes de cédulas impresas en 3D que normalmente almacenan y cultivan varios tipos de células, pero lo esencial es que ya no se necesitarán moldes en el futuro.

Según Vladímir Mirónov director de investigaciones de “Soluciones de Bioimpresión en 3D” dentro de poco Rusia podrá contar con su propia bioimpresora la cual se diferenciará de la competencia al incorporar nanotecnología lo cual hará que sea más veloz y precisa que otros modelos similares  (además de que este modelo no será muy caro).

Los métodos de ingeniería de tejidos tradicionales implican la eliminación de todas las células del órgano humano o animal muerto dejando sólo el armazón proteico el cual es llenado de células madre para luego ser incubado, Mirónov ha avanzado un paso más y ha creado un método para imprimir un órgano directamente sin usar un molde orgánico o artificial, se trata de la extracción de células madre del tejido graso del paciente que luego se mezcla con un hidrogel y se coloca en los moldes impresos de 3D, estos se incuban luego para producir células las cuales son el componente básico para la impresión de órganos, de tal modo que se puede imprimir casi cualquier órgano que sea necesario.

Mirovov afirma que con este método no se utilizarían animales ni polímeros sintéticos como estructura de apoyo o modelos, solo se utilizaría el hidrogel, cabe destacar que el 99% del hidrogel es agua y contiene elementos compuestos por decenas de miles de células, juntas forman la sustancia llamada bioeing que se utiliza para crear órganos, la impresora establece una capa de biopapel sobre el cual se imprimen grupos de células, las células del mismo tipo naturalmente se atraen y se combinan formando el tejido, el proceso continua de esta manera capa por capa, el biopapel finalmente se disuelve, las capas se fusionan y se organizan para formar un órgano totalmente funcional.

Los tejidos más simples de fabricar son los que carecen de vasos sanguíneos como el cartílago, la piel y los huesos, sin embargo los órganos que más se necesitan son riñones, hígado, corazón y pulmones (sin embargo solo sera posible crear estos últimos órganos en un futuro lejano).

Fuente: Actualidad.Rt.com

Leave A Response

* Denotes Required Field