Curiosidades de Rusia: Los perros callejeros de Moscú

En la sociedad actual, incluso podríamos afirmar que hace siglos, el hombre coexiste con el que ha sido llamado “su mejor amigo”: el perro. Es muy común pasear por las calles de cualquier ciudad y encontrarnos con una manada (o más de una) de perros callejeros que deambulan en busca de comida. Las calles de Rusia y en particular las de Moscú, no son la excepción, pero estos perros tienen sus particularidades que vamos a conocer.

Es posible encontrarlos en cualquier lugar

En el artículo anterior titulado paseando por las calles de Rusia: te sorprenderás, ya hablábamos de que las calles y las actividades que se ven en este país no son muy diferentes a las que se ven en los países latinos, por eso es que será muy fácil para una persona joven y con ganas de vivir nuevas experiencias, adaptarse a ésta cultura y no verlo como un cambio radical, lo cual implica el superar ciertos temores y convertirlos en oportunidades.

Del mismo modo y como mencionamos al principio del artículo, será muy común encontrar perros callejeros en cualquier parte de la ciudad, especialmente en las construcciones y en los alrededores de ciertas plazas que suelen frecuentar mujeres entre los 35 y 40 años (son las preferidas por ellos pues siempre les dan algún aperitivo). Incluso los podremos encontrar viajando como pasajeros en el metro de Moscú, como veremos más adelante.

Se han adaptado al modo de vida de la ciudad

Es que normalmente, como lo vimos en el artículo anterior titulado Un día normal en Rusia, las calles de Moscú son muy transitadas desde muy temprano en la mañana hasta que cae la noche, e incluso hay mucha vida nocturna también, pese a que no es la más común entre sus habitantes. En el caso de los perros callejeros de Moscú, ellos han aprendido a moverse en el tráfico, a cruzar las calles en los semáforos, esperando su turno cuando corresponde, cruzan por la marca de paso peatonal y respetan el espacio de las personas, coexistiendo con ellas en el mismo modo de vida de ésta metrópolis.

Tienen su propio código de conducta

Normalmente los perros callejeros no tienen “educación” y actúan simplemente por instinto, pero en el caso de los perros callejeros de Moscú, parece ser que han evolucionado un poco más en ese aspecto, ellos manejan un código de conducta, normalmente escojen un líder entre ellos que no será el más fuerte ni el más salvaje, sino el más inteligente, el que sepa crear las mejores “estrategias” para conseguir comida. Entre ellos son preferidos los perros pequeños y lindos, a los que la gente suele darles mas alimento por ser “encantadores y tiernos”, así ellos los utilizan a su favor.

Aprendieron a utilizar el metro

El metro de Moscú está considerado como uno de los sitios turísticos más importantes de Rusia, en el artículo anterior titulado turismo en Rusia: 7 destinos turísticos que te encantarán, mencionamos el metro de Moscú por ser el segundo más importante del mundo en cuanto a recorrido y la cantidad de personas que transporta diariamente. Amén de su importancia como patrimonio artístico de la ciudad, pues en sus galerías están, engalanando el viaje de los pasajeros, hermosas obras de arte y se puede disfrutar de forma gratuita de conciertos e incluso de presentaciones del ballet ruso.

Pero ahora nos sorprendemos al saber que no solo transporta personas, sino que también transporta a los perros callejeros que han aprendido a reconocer las estaciones por su olor, por el sonido del nombre cuando lo escuchan en los altavoces, o por una combinación de ambas cosas, en todo caso ellos ya aprendieron a identificar donde deben bajarse y dónde obtendrán mejores alimentos.

La historia de Malchik

En la estación del metro de Moscú llamada Mendelevyeskaya se puede observar la estatua de bronce de un perro. Se trata de Malchik, un perro callejero que vivió en esa estación durante 3 años hasta que un día fue asesinado cruelmente a puñaladas por una joven de 22 años. Este hecho causó indignación entre los trabajadores del metro y los activistas por los derechos de los animales, así es que desde el año 2007, Malchik se convirtió en un ícono en Rusia de la lucha contra la crueldad animal.

Además sabemos de Malchik que era muy querido entre los trabajadores del metro, pues defendía la estación de otros perros y de alcohólicos y vagabundos, ahuyentándolos y evitando así que su lugar tomara mal aspecto. La joven que lo asesinó, Yulia Romanova, fue puesta a la orden de las autoridades y se descubrió que tenía problemas psiquiátricos y además poseía antecedentes por crueldad animal, de allí el que Malchik se haya convertido en un ícono.

Iván el líder de la manada

Otra de esas historias asombrosas que podemos conocer relacionadas con los perros callejeros de Rusia es la del pequeño Iván quien a la edad de 11 años escapó de su casa cansado de los problemas constantes de su madre alcohólica y su novio (quien no era su padre), así que se fue a la calle en busca de refugio y lo encontró, precisamente, en medio de una manada de perros callejeros quienes no solo lo adoptaron sino que también lo convirtieron en el “líder de la manada” pues el pequeño Iván pedía comida en la calle y la compartía con todos ellos.

Los perros a cambio le brindaban protección, calor y cobijo al pequeño, cosas que nunca tuvo en su hogar materno. Este niño se encariñó tanto con sus perros que fue muy difícil separarlo de ellos. Cuando las autoridades rusas intentaron llevar al niño a un albergue, éste escapó, la situación se repitió en 3 oportunidades, siempre teniendo las autoridades que armar artimañas y trampas para evadir a “la manada de Iván” que lo protegía.

Cuando finalmente logran colocar a Iván en un orfanato y posteriormente lo incorporan a la educación, el pequeño manifestaba constantemente extrañar la vida al lado de sus perros y la seguridad que ellos le brindaban, pues sus perros se habían convertido en algo más que simples perros callejeros, para Iván esos perros eran su familia y lo fueron durante los dos años que estuvo deambulando en las calles de Moscú.

¿Qué opinas sobre este tema? ¿Crees que los perros callejeros de Moscú son parte de la sociedad moscovita?

Si deseas saber más sobre estudios en Rusia puedes contactarte con nosotros o escribir tu consulta en la parte de abajo (sección comentarios).

Imagen de Gustav’s vía Flickr.com bajo licencia creative commons.

1 Comment

  • Anonimo

    16 octubre, 2017

    Debemos valorar a los animales, ellos también nos ayudan. Muchas personas no les ve importancia a esos seres, pero se equivocan.

Leave A Response

* Denotes Required Field